¿Te aviso cuando escriba?

¿Cómo funciona? 

jueves, febrero 26, 2004

Manuelita, dónde vas con tu traje de malaquita y tu paso tan audaz

Beloved es muy sensible para según qué cosas y por eso me da apuro decirle que sospecho que la tortuga que me ha regalado es un poco subnormal.

Cuando llegó en su piscinita de plástico azul con una palmera que hasta la tortuga sabía que era de mentira, supe que necesitaba un hogar. Rehabilité una antigua pecera en acuaterrario, adornado con grava y piedras robadas de las obras del McDonald's y el instituto de mi madre. Lo construí exactamente como especificaba el folleto "cuidando a mi tortuga": mitad de agua, con piedras que sobresalgan a modo de plataformas para que tome el sol, con rampas a 45º para que pueda subir y bajar y plantas de plástico, porque las naturales se las comen y pueden ser venenosas.

Bien, la nuestra sólo sube a las plataformas cuando le pongo comida para joderla, y cuando lo hace, pasa de mis rampas a 45º: sube trepando por las plantas de plástico. Plantas que, por otro lado, se come y digo yo que a venenosas no hay quien las gane.

Se lo come todo: el filtro del agua, los cables, el calentador, el otro día mi madre en un ataque de valor se aventuró a alimentarla y la tortuga, que no es muy inteligente, se confundió y de un mordisco se quedó enganchada a las uñas de mi madre y no había manera de que soltara, mientras mi madre gritaba y hacía aspavientos. También se come las burbujas del aire del filtro y las burbujas que salen de su propia nariz.

Lo que más mola de las tortugas es esa cara de bordes que tienen. Y no es para menos, deben estar cabreadas por lo mal diseñadas que están: son acuáticas, pero respiran aire y tienen que salir cada cierto tiempo. Y.. no sé, eso de tener caparazón debe de darles cierta sensación de seguridad, pero no tiene pinta de ser la panacea de la comodidad. ¿Y cuando les pica algo de dentro? Y es que tienen todo dentro del caparazón, salvo la cabeza, unas patuelas ridículas y lo que me resulta más inexplicable: ¿por qué tienen el rabo fuera? ¿Para qué les sirve?

El caso es que debido a esta tara anatómica y a su aversión por las plataformas que con tanto amor le hice, la muy imbécil duerme en vertical, sumergida en el agua pero con la cabeza fuera para respirar. Y no se hunde, no sé cómo lo hace. Normalmente la despierto porque suele estirar tanto el cuello que parece que se va a salir del caparazón. Me da mucha grima imaginarla fuera, desorientada y toda gelatinosa.

Quizás el único objetivo del caparazón sea el mismo que el de nuestra piel: sirve, sobre todo, para que la gente no vomite al vernos.


Lady404. 12:21 a. m. Enlace a este post



BLOGGER . MAYSTAR .